Reflexiones desde la academia para el proceso de planeación nacional del desarrollo en el marco de la agenda 2030 Personas


En este documento, que trata la dimensión de Personas, se buscan políticas que impliquen un paso firme en avanzar hacia un México sin pobreza y con equidad. La agenda que se propone tiene tres ejes. Por un lado, se propone avanzar en la actual política social hacia un Sistema de Protección Social Universal (SPSU). Este SPSU deberá abarcar a toda la población y ocuparse de la prevención, mitigación y protección ante los riesgos asociados a la falta de acceso a los servicios de salud y al mercado de trabajo, a problemas derivados de la vejez, la discapacidad y la orfandad, así como a la falta de ingresos en el curso de vida. Por otro lado, urge en la promoción de políticas de inclusión social (laboral, financiera y productiva) en los sectores más desfavorecidos de la población; además de combatir problemas específicos de la población que padece malnutrición.


Diversos factores coadyuvan en México a que la situación de inequidad haya perdurado tanto tiempo. En el policy brief se identifican las causas subyacentes de los problemas que se enfrenta para lograr los ODS relacionados a las personas. Entre ellas, la desigualdad de oportunidades en el acceso a salud, educación, emprendedurismo y a redes sociales potenciadoras; el aislamiento geográfico de una parte importante de la población; la exclusión social, productiva, laboral y financiera, causada por discriminación por origen étnico o género; la insuficiencia de activos tanto humanos como físicos en los deciles más bajo de ingreso que generan trampas de pobreza y desigualdad; la alta vulnerabilidad de los hogares a choques sistémicos y/o idiosincráticos; el bajo acceso económico a alimentos; la baja disponibilidad a alimentos de calidad y de suficiente variedad; y también la persistencia de malos hábitos y prácticas no saludables que incrementan la morbilidad.